Luces químicas 

Las luces químicas son unas barras de plástico que se doblan por la mitad, se agitan y producen una luz fosforescente durante horas, sin necesidad de combustión o pilas y que no generan calor. Son muy útiles en señalización de emergencia, lectura de mapas, iluminación submarina, maniobras, acampadas, pesca en la oscuridad, incluso para diferenciar los equipos de Airsoft en partidas nocturnas. ¡Nunca te quedarás a oscuras con estas ligeras y mágicas barras fluorescentes!